13 nov. 2011

Primeras (y superficiales) impresiones: Demon's Souls y Penumbra: Overture

Últimamente me he estado dedicando a dos juegos, uno en mi querido (y odiado, por ser una pedazo de mierda inútil) PC  y otro en mi querida PS3 (de Kike). El primero es el 'Penumbra: Overture', que compré hace poco en las tentadoras ofertas que hicieron en Steam por Halloween. El otro al que hago referencia es el 'Demon's Souls', por el que os babeé encima hace cosa de un mes. Bueno, les he dedicado unas horitas a ambos (al Penumbra 3 horitas y al Demon's unas 30) y os voy a contar más o menos qué me están pareciendo.

Demon's Souls:

El 'Demon's Souls' me está molando cantidubi, tal y como esperaba. El peso de todo el juego recae en la jugabilidad, que en su mayor parte es brillante con alguna que otra excepción. El guión del juego es mínimo pero no es algo que me importe. Gracias a la ambientación y a la (realista) jugabilidad me meto muy rápido en la tremenda aventura que nos plantea el juego. Lo más satisfactorio y más desesperante del juego  es su dificultad y lo cruel, perro, cabrón y bastardo que puede ser el título con el jugador. La mayor parte de los enemigos suponen un desafío y no deben ser tomados a la ligera. En muy contadas ocasiones me he podido dar el lujo de corretear por los mapas sin desconfiar de cada esquina, algo que se consigue conociendo la zona y... siendo tremendamente superior a los enemigos que la habitan.

Como ya dije, lo mejor es lo puto que es el juego con nosotros. Debido a su dificultad querremos cargarnos a los desarrolladores en más de una ocasión, pero cuando superamos un desafío importante, hacemos un progreso importante o cuando notamos que estamos a salvo, la satisfacción que invade al jugador es gigante. El juego nos exige que nos tomemos las cosas con calma y planeemos todo detenidamente, el clásico plan de "ir a saco" nos fallará casi en todas las ocasiones (igual con mucha suerte...) y llegamos a tener miedo de avanzar por una zona completamente nueva sin saber los peligros que nos podemos encontrar. 

"Vamos Pepe, tú puedes" - Famosas últimas palabras.
Vamos, que el juego me está encantando. De 5 "mundos" que tiene ya he superado 3 por completo, habiendo superado un total de 11 bosses. Como pasa en todos los RPG, la sensación de progreso del personaje es muy satisfactoria, si al principio notamos que morimos a la mínima, gracias a nuestro equipo, y lo que es más importante, gracias a nuestra habilidad, notamos que somos mucho mejores a medida que progresamos en el juego. Calculo que todavía me quedan unas 15 horas de juego o más. Os prometo que cuando lo termine le dedicaré su merecido análisis profundizando en cada una de sus virtudes y sus fallos.


Penumbra: Overture:

Este es el primer título de la pequeña (aunque grande) desarrolladora indie que es Frictional Games, responsables de uno de los mejores juegos de 2010 y el mejor survival horror (que yo haya jugado) de los últimos años, el 'Amnesia: The Dark Descent'. Que sea el primero (de muchos, espero) es importante, porque se nota que ya se arriesgaban con las ideas que tan bien les funcionaron en el futuro, pero también con algunos errores garrafales que estropean la experiencia de juego, dejándolo muy por debajo de su futuro sucesor espiritual.

La propuesta de 'Penumbra: Overture' es muy parecida a la del 'Amnesia', pero como ya dije antes comete una serie de errores que nos impiden meternos en la aventura. A pesar de que no lo he jugado en su totalidad, los enemigos que me he encontrado no inspiran el terror que deberían y nos suponen un obstáculo más que una amenaza. Sólo estaremos en tensión en pocas ocasiones y algunos encuentros con enemigos nos supondrán una mera formalidad. Este es el peor error que puede cometer un juego de estas características, cuando no tenemos miedo de los enemigos, cuando no sentimos el peligro constante, cuando no hay inseguridad... ahí la cosa se ha jodido. De todas formas el juego cumple en otros factores, como los puzzles (siempre divertidos de completar) y la información sobre el perturbador lugar en el que nos encontramos que nos vamos encontrando en forma de notas o páginas de diarios.

"Yeah Mr. White! YEAH SCIENCE!"

Sinceramente, espero que el juego vuelva a tenerme acojonado o me va a decepcionar bastante. Al menos siempre me queda la secuela y su expansión, las cuales son mucho mejores (según dicen por ahí) y más acojonantes. Lo dicho, propone buenas ideas pero no las ejecuta bien. El juego se entorpece a sí mismo, la jugabilidad es incómoda en varias ocasiones y la inmersión se ve altamente perjudicada por los errores que encontramos en la aventura. Ya lo comentaré más detenidamente cuando lo analice.

1 comentario:

  1. Yo me pasaré también el Demon's Souls en cuanto tenga opción a ello porque la verdad es que es una experiencia bastante distinta a lo que se nos ofrece hoy en día.

    Respecto al Penumbra de momento trataré de pasarme el Amnesia algún año de estos y luego ya se irá viendo, si no he muerto de un ataque al corazón.

    ResponderEliminar